CONVIÉRTETE EN LA OTRA

Si le bajamos dos a los celos, y aprovechamos los recursos que pueden ofrecemos las fantasías sexuales de nuestra pareja, les aseguro que podemos reinventarnos, disfrutar aún más la intimidad y por supuesto sorprender placenteramente a nuestro compañero.

Y quiero aclarar que la invitación es a jugar el rol de su máxima fantasía sexual, y si es aquella que lo estremecía en su adolescencia mucho mejor, porque esos amores platónicos justamente encierran afectos, mas allá de los impulsos sexualmente explícitos.

Entonces te invito a conversar con él y descubrir que personalidad, actriz, cantante o súper modelo representa el icono de la fantasía sexual de tu pareja, y estudia el personaje. Si crees que por mas que intentes jamás pudieras lucir como ella, al menos trata de recrear alguna imagen, canción, vestuario, o escena famosa que la involucre.

Obséquiale este performance un día especial, no solo para celebrar por todo lo alto, sino que también te sirve para dejar claro que es una ocasión extraordinaria y que no significa una rutina sexual que llego para quedarse, a menos que quieras repetir el show.

Si prefieres invitarlo a compartir en un sitio distinto a la casa, no dudes en aprovechar la ambientación y privacidad que ofrecen los hoteles romance, además, esto te permite dar rienda suelta a tu imaginación con la seguridad que todo queda allí a puerta cerrada. Quizás la invitación que le envíes puede especificar “lo que pasa en Las Vegas, se queda en Las Vegas…”

Y si crees que esta propuesta supera tus limites y personalidad, no te preocupes que también hay alternativas; por ejemplo, puedes conversar con tu pareja acerca de sus fantasías y quizás pueden negociar disfrutar alguna escena, video, o canción de ese icono sexual mientas comparten ustedes dos la intimidad.